marzo 17, 2008

Entre cubanos

Tras publicarse «Contraste» sobrevino una polémica que envuelve hasta instituciones fantasmagóricas (sin registro en la División de Corporaciones del Departamento de Estado de la Florida) como el Instituto Nacional de Periodismo Latinoamericano (INPL) y Centro de Estudios Estratégicos sobre Cuba (CEEC). Así nos llegó por e-mail:

1. Mi opinión y el concepto de cubano es distinto al que expresas (…) Para mi no hay diferencia si llegastes primero o eres balsero, maleconero o llegastes en lancha rápida, lo importante es que llegastes. Mientras no seas criminal, infiltrado o agente del castrismo, BIENVENIDO
Un saludo afectuoso,
Lic. José L. Martel
Periodista, Orden José Ma. Heredia, INPL 2007.
Centro Estudios Estratégicos sobre Cuba

2. Gracias por su comentario. El presidente del INPL dice que Ud. fue expulsado de dicha organización, pero no explicó el motivo. ¿Me pudiera decir cual fue la causa de su expulsión?
Dr. Antonio de la Cova

3. Nuestro contacto es solo sobre tus opiniones incorrectas, ya que así las entiendo, sobre el caso de los jóvenes futbolistas que solicitaron asilo político aquí. Ahora que viene esa pregunta mal intencionada y que al parecer eres chismoso y algo tendencioso en tu ser. ¿Que te interesa a ti de que forma salí de la INPL? (…) Y si quieres saber más, también renuncié al Colegio Nacional de Periodistas de Cuba en el Exilio. Soy un periodista libre, soberano y sin atadura a nadie ni componencias con nadie (…) Pensé que eras una persona honorable, pero resulta que eres un 'chismoson de barrio' detestable y chantajista (…) Y como entiendo que esto debe ser de conocido de mis amistades, lo circulo Sr. Antonio de la Cova y su patrocinador, Roberto Fernández. Un saludo con franqueza,
JM

4. Después que recibí su ofensivo mensaje, que Ud. circuló en la red buscando audiencia para vanagloriarse, algunos periodistas cubanos que dicen conocerlo a Ud. me enviaron varios mensajes (…) No lo conozco a Ud., señor Martel, ni nunca lo había visto en las filas de la lucha beligerante anticastrista durante los últimos 35 años. Quizá sea, como dice un mensaje que recibí, porque Ud. regresó a Cuba en 1960 como repatriado. Tampoco conozco al Sr. Roberto Fernández, como Ud. erróneamente asume. En respuesta a su previo mensaje no solicitado, le pregunté por qué Ud. había sido expulsado del INPL, debido al siguiente mensaje que ha circulado por la red:
A todos los amigos y miembros del INPL: El señor Martel ha sido dado de BAJA por la Junta Directiva de esta institución (…) Sólo ha quedado asentado con el Premio, por decisión de la comisión, pero NO PERTENECE AL INSTITUTO (…) Es asombroso saber que el mismo aún firma como que es miembro del Instituto Nacional de Periodismo Latinoamericano, porque no es verdad. Atentamente de ustedes,
Roberto Fernandez, Presidente I N P L
Ya que Ud. respondió con una serie de improperios, me indica que su nivel de instrucción no es de calidad al igual que su estado mental y emocional. Veo que carece de la capacidad intelectual para poder polemizar sin caer en la ofensa personal con alguien que no conoce. Ud. ostenta estar vinculado a un tal «Centro Estudios Estratégicos sobre Cuba», pero dicha entidad no aparece en las guías académicas ni en la guía telefónica de Miami ni en el Internet, lo cual indica que Ud. es un farsante. Sinceramente,
Dr. Antonio de la Cova

5. Ud. se embarca en esta unión que quiere hacer con Roberto Fernandez. Y le repito cuando se atreva a poner en blanco y negro esos puntos arriba descritos podemos seguir polemizando. Lo demás es vomitar como Ud. lo hace. Se despide,
JM
NOTA: Sobre el Centro de Estudios Extrategicos de Cuba favor contactar al Sr. Marzo Fernández que es mi jefe inmediato superior. Y esto no acaba, sigue la fiesta... Y los jóvenes cubanos que venga bien recibidos te guste a tí, De la Cova, o al Diablo.
JM

Foto: © JM. Aparecen Fernando y Elsa Rodríguez; Alberto y Martha Pardiño; José A. y Cuqui Vargas; Gilberto y Josefina Fonticoba; Francisco y Beba Torres-Dip; Padre Eduardo Barrios y José y Annita Martel. Al fondo, izquierda, Jesús Marzo Fernández (La Carreta [Calle Ocho], diciembre 15 de 2007).

31 comentarios:

Antonio dijo...

Gracias, Miquis, por poner la respuesta de José L. Martel en el último punto 5. Nunca la recibí ni me conmociona, porque como le dije en mi conclusión a Martel, que Uds. no añadieron:
"Por lo tanto, no pierdo mi tiempo en polemizar con alguien fatuo. Como me ha enviado varios correos seguidos, estimo que tiene un carácter obsesivo e impulsivo, y que prolongará su histerismo. Por lo tanto, eso me obliga a bloquear recibir futuros correos electrónicos suyos."
Estuve en lo correcto respecto al carácter de Martel y su dirección electrónica la tengo bloqueada para librarme de su histerismo.
La otra parte que no reprodujeron de mi respuesta fue donde cité los correos electrónicos que recibí sobre Martel:
"Este tipejo fue uno de los que más empujó cuando nuestra campaña contra el Herald. El pertenecía a una llamada Unión de Colaboradores de Prensa e insultó a algunos de los miembros, porque enviaron cartas al Nuevo Herald...él se había entrevistado con Humberto Castelló, pues había una plaza disponible en la sección de deportes. Desde ese día se convirtió en un defensor del Herald y de Castelló. Llenó una planilla en el Nuevo Herald. Como era de esperarse no le dieron el trabajo, pues el tipo es un cafre, pero consiguió lo que él busca: que le publicaran una carta en el Herald. El tipo era un fidelista de cuidado en 1959 en esta area (no estoy seguro, pero creo que vivía en Opa Locka). Lo que si sé es que en 1960 estaba con Fidel entre los fidelistas emigrados en el Hotel María Teresa, y regresó a Cuba en esos días, junto con otros de los llamados "repatriados." Muchos años después, cuando dejó Cuba otra vez, confesó que él vivía muy bien en Cuba y que había regresado a los EE.UU. solamente por su hijo Ahmed.
No tiene paz con nadie."
Otro mensaje que recibí dice:
"¡Anda cachita pa el colegio! Otro execrado por el "distinguido." Ni como periodista, ni como persona, ni como anti comunista, le llega Martel, ni a la suela de los zapatos a Tony.
Hasta cuando tendremos que soportar los "berrinches" y las mentiras de Martel. Tú y yo sabemos, Enrique, que él renunció a presidir la delegación del IPLN, cuando se extralimitó y Roberto lo llamó a contar, pero de la membresía del INPL, lo botaron y si no lo hicieron público, fue por mi entervención, misma por la que no le quitaron el Premio, pues le dije a Roberto que hubiese lucido muy mal, sin en la primera premiación del Instituto, se daba ese escándalo.
Tú también sabes muy bien, que yo viví minuto a minuto la crisis, como intermediario y eso fue lo que me hizo, no querer tener más relaciones con él, pues a pesar de yo conocer al dedillo todos los detalles, el señor Martell, tuvo la osadía de hacerme a mi personalmente "su versión" mentirosa y tergiversada de los hechos. Ya no sé que más veremos de este esperpento que se dice periodista y no sabe ni ortografía, ni redacción."

Juan Calandraca dijo...

Hay un sinnúmero de e-mails de Jose Martell sobre este asunto, pero muchos más facilitando a De la Cova por su postura frente al impostor, que tuvo que ser expulsado también de la publicación miamense El Abogado por ineptitud profesional, y sustituido por Maritza Beato

Psiquiatra dijo...

Jose Martel es un frustrado con caracter obsesivo/ impulsivo. Se le nota en su rostro en la foto. Su Centro de Estudios Extrategicos de Cuba solo existe en la mente de el y su "jefe" Marzo Fernandez. Me recuerda al infeliz Francisco Alabau Trelles y su Movimiento Invasor Unido, quienes inventaron la invasion a Guayabal y quedaron choteados.

Anónimo dijo...

Creo que De la Cova apuñaló a Martell

Juanita moré dijo...

hum, y sigue de La Cova...

Fernando Chenard dijo...

Y seguirá mientras tengo algo que decir, porque De la Cova es uno de los investigadores más acuciosos que tiene el mérito significativo de acabar con el mito fundacional de la revolución de Castro, que es su historia del asalto al Moncada. Aquí De la Cova polemiza contra un sujeto que vive del bururú barará, y desmantela un centro de estudios tan mitológico como los cuentos de Castro

Lady D dijo...

Parece que los miquis no reprodujeron los mensajes que ahora puso de la Cova no porque cubrían mucho espacio, sino porque son demasiado agresivos

Diavolo dijo...

Este posteo se debe a que Jose Martel ha expresado una loable y admirable disposicion hacia sus compatriotas, en contraste con la execrable postura de los semiextintos clasicos que intentan desvirtuar a los recien llegados porque estos no comparten sus caducos y fracasados puntos de vista sobre el tema Cuba.

No hay otra razon para hacer publico un intercambio privado que no viene a ningun caso, menos cuando uno de los participantes es un individuo con un historial como el del Antonio de la Cova, un terrorista convicto para quien todo el que se cruza con el o es un agente castrista o un histerico inestable... si no es ambas cosas.

PD. SI el "psiquiatra" que comenta mas arriba no es del Cova mismo, me corto uno.

Anónimo dijo...

Ya salieron de la cloaca el paranoico diavolo (menos uno) y la juanita more. Solo falta el cholo peruano.

juanita moré dijo...

Fernando Chenard dijo...
Y seguirá mientras tengo algo que decir, porque De la Cova es uno de los investigadores más acuciosos que tiene el mérito significativo de acabar con el mito fundacional de la revolución de Castro, que es su historia del asalto al Moncada.
----------------

Ja ja ja, el más acucioso?

A quienes entrevistó DE La Cova?
Todos discrepantes.

Desde cuando De La Cova se fue de Cuba?
Decenas de años.

A quién representa De La Cova?
A la extrema d...

El libro está lleno de incongruencias.
Qué me diga de La Cova a donde fue tirada la foto famosa de José Luis Tasende vivo, antes de asesinarlo alevosamente?

Arriba De La Cova, que me sé bien la historia.

juanita moré dijo...

Querrámoslo o no , estos protagonistas tambien cuentan.

72 horas.

http://www.lajiribilla.cu/2007/n325_07/elcuento.html

PolO dijo...

De todo este mejunje de personajillos del exilio, lo ùnico que veo importante es el tema eterno de la meritocracia platanera: Que quièn llegò primero, y quièn despuès; quièn hizo y quièn no. Ignorando que "la patria es de todos".
Creo que a estas alturas del juego, mejor limamos asperezas y por una cabrona vez presentar un frente unido a la pandilla de La Habana. ¿Què les parece la idea?
Luego, en una Cuba libre podemos seguir la bronca y el "dìme que te dirè."

Diavolo dijo...

Jajajaja. Personajillos de pacotilla.... para todos menos para ellos mismos, que se creen personajotes.

Y no, no les conviene presentar un frente unido al regimen. Si con un frente unido se lograra algun cambio de situacion los unicos perjudicados ellos, que durante tan largo tiempo han vivido precisamente de esa situacion.

NED grants, anyone?

Juan Pérez dijo...

Qué cochambre!

Santamaría dijo...

Espérate, Juanita, que la mejor parte del libro de De la Cova no tiene que ver con Tasende, que no viene al caso, sino con Abel Santamaría ¿Has visto alguna vez la foto forense de Abel con los ojos sacados? No existe. El funerario que se hizo cargo está aquí (no allá) y De la Cova lo entrevistó a fondo: no torturaron a los asaltantes; le hacían la prueba de parafina y si daba positiva los remataban. Así de sencillo. Por eso sobrevivió Raúl Castro, que no disparó un solo tiro. Y De la Cova fue imparcial: también desmintió a Chaviano, creador del mito de soldados pasados a cuchillo por los asaltantes. La historia de Tasende se la sabe cualquiera

Peter Phillips dijo...

Le ronca el cohete: Marzo Fernández jefe superior de Martell en un centro de estudios que no aparece por ninguna parte. Por lo menos otros fantasmas, como el Instituto de Estudios Cubanos de María Cristina Herrera, está en la propia casa de ella, pero estos Marxo y Martell son, como dice De la Cova, unos farsantes.

Antonio dijo...

A Fernando Chenard:
Gracias por tus palabras sobre mi obra. Es evidente que los envidiosos incultos que critican lo hacen sin haber leído el libro. En el describo el asesinato de José Luis Tasende y doy el nombre del soldado que lo mató. Es un relato previamente desconocido, al igual que el asesinato de tu abuelo, a quien le guardo admiración y respeto.
Como dijo el Moncadista Eduardo Montano sobre Fidel Castro: "Yo comprendí que fueron las primeras mentiras y la primera traición de él. Que no pudo ni siquiera decir a los que iban a jugarse la vida, la verdad, sino que aquello era fácil. Que allí no teníamos las armas suficientes, pero que estaban ya esperándole las armas allá, o gente con las armas, porque el cuartel se iba a caer fácilmente. Era todo lo contrario."
www.latinamericanstudies.org
/moncada/Montano.pdf
Los 61 jóvenes que murieron en el Moncada fueron allí motivados por el ideal de libertad y democracia expresado en el Manifiesto a la Nación. Castro los llevó al matadero y se trepó sobre sus cadáveres para perpetuarse en el poder.
Fidel Castro fue el único rebelde que después que se rindió, se negó le hicieran la prueba de la parafina e insistió al forense José Cabrales que pusiera que dió positiva. Parece que al igual que su hermano Raúl, tampoco disparó un tiro.
La primera edición del libro se vendió en cuatro meses. La segunda edición se está acabando.
Mi afectuoso saludo para ti y tu querida madre Alicita.

Antonio dijo...

A Fernando Chenard:
Gracias por tus palabras sobre mi obra. Es evidente que los envidiosos incultos que critican lo hacen sin haber leído el libro. En el describo el asesinato de José Luis Tasende y doy el nombre del soldado que lo mató. Es un relato previamente desconocido, al igual que el asesinato de tu abuelo, a quien le guardo admiración y respeto.
Como dijo el Moncadista Eduardo Montano sobre Fidel Castro: "Yo comprendí que fueron las primeras mentiras y la primera traición de él. Que no pudo ni siquiera decir a los que iban a jugarse la vida, la verdad, sino que aquello era fácil. Que allí no teníamos las armas suficientes, pero que estaban ya esperándole las armas allá, o gente con las armas, porque el cuartel se iba a caer fácilmente. Era todo lo contrario."
www.latinamericanstudies.org
/moncada/Montano.pdf
Los 61 jóvenes que murieron en el Moncada fueron allí motivados por el ideal de libertad y democracia expresado en el Manifiesto a la Nación. Castro los llevó al matadero y se trepó sobre sus cadáveres para perpetuarse en el poder.
Fidel Castro fue el único rebelde que después que se rindió, se negó le hicieran la prueba de la parafina e insistió al forense José Cabrales que pusiera que dió positiva. Parece que al igual que su hermano Raúl, tampoco disparó un tiro.
La primera edición del libro se vendió en cuatro meses. La segunda edición se está acabando.
Mi afectuoso saludo para ti y tu querida madre Alicita.

los reyes magos dijo...

El diavolo es un juguete de los indigenas pobres en America Latina, como el que tenia el cholo peruano.

lector dijo...

From: maritbea@aol.com
To: pressnet@bellsouth.net
Sent: Fri, 14 Mar 2008
Subject: Re: Aclaración sobre la afiliacion de José Martel al INPL- TODA LA VERDAD

Sr. Luis Tomás, por supuesto que puedo quitarlo de la lista de mensajes que expresen opiniones sobre terceras personas, y comprendo que no le interesen los asuntos personales de personas ajenas a su empresa. Lo que sí, le repito por tercera vez, no comprendo, es porque no usó estos mismos argumentos contra el Sr. Martel cuando hace un año él le envió a medio Miami varios correos electrónicos difamándome por un asunto que únicamente involucraba a él y a mí (y en ese mismo "medio Miami", estaba un familiar mío al que no dudó en enviarle los correos difamatorios). Parece que usted es selectivo en su filosofía, lo cual debilita su posición. Este señor se ha peleado con casi todos los editores para los cuales ha trabajado, y no dudo ni un instante que, a medida que vaya conociendo más a este acomplejado y cobarde oportunista, terminará pensando igual de él que yo.

Atentamente, y que tenga un buen día,

Maritza Beato

juanita moré dijo...

A Antonio de La Cova y Maritza Beato:

Por qué no se pasan esos mensajes a sus correos personales.

No es asunto público.Y no entiendo nada , tampoco sé quien es Martell.

Atentamente, Juanita Moré.

juanita moré dijo...

Y ahora un tal Luis Tomas...
Pero qué es esto?
Qué abuso con los lectores de este blog!!!

Anónimo dijo...

La intrometida Juanita dando órdenes aquí como si fuera jefa de un CDR. Más abusos se cometen diciendo sandeces en los círculos políticos y los domingos rojos.

juanita moré dijo...

LO mejor de todo, que jamas, pero jamás, pertenecí a un círculo politico, ni fui a domingo rojos(creo que a dos), al CDR porque no me quedaba mas remedio y de oyente.
Yo fui gusana pero muy gusana.
Más gusana de lo que uds. imaginan, pero una cosa es una cosa y la otra es caer en el vacío.

Quede claro!

Anónimo dijo...

Ahorita Juanita dice que fue "disidente." Ji, ji, ji. Chivatona de CDR que vino a la yuma para expandir su barriga.

cartero dijo...

A Marzo y Martel -- Por favor, necesito la direccion fisica del Centro de Estudios Estrategicos de Cuba.

Anónimo dijo...

No hagan OLAS, que nos ahogamos en mierda todos.......

Pocahontas dijo...

A mi me gusta muchisimo este blog pero Juanita More que vaya bajando con la fresca... que desmaye con escribir tanta boberia... que no estamos para su trauma de "claria cederista" como chucha la campista...

Anónimo dijo...

Miquis, ustedes tienen "miel" para atraer a todos los cubanos breteros de este exilio a la deriva.

Anónimo dijo...

De la Cova y los otros, breteros empedernidos. Aunque enseñe en la universidad que enseñe, arbol que crece torcido, jamás su tronco endereza. Y todos esos locos, fanáticos etc. han encontrado su hogar en el blog de los Miquis. Pura chusmería y de la "buena".

Anónimo dijo...

José L. Martel es uno de los personajes más despreciables que el mundo ha conocido. El tipo es un cafre, es un camaleónico oportunista que habla de la feria cómo le vá en ella,(según le convenga a él), aunque al hacerlo así se contradiga y traicione a sí mismo. No vacila en mentir para atacar a alguien, difamando mentirosamente sobre el carácter de una persona. Al tristemente célebre recipiente del cacareado "Premio José María de Heredia" le metieron una soberana patada por el trasero a sólo dos semanas de serle concedido el premio, pero este acomplejado siguió autoproclamándose el título, más que nada para atenuar el tremendo complejo de inferioridad que tiene, y que se le sale por los poros. Editores de periódicos comunitarios se quejan de que este "Gran Difamador" les atiborra sus correos electrónicos con 15-20 artículos diarios, tratando de que se los publiquen. ¡JOSE L. MARTEL lo único que dá es LASTIMA!