noviembre 08, 2007

En busca de sentido


La urgencia de la demanda del brigadier castrista Rafael del Pino contra el Canal 41 y otros trae su causa del deslumbramiento por haber escrito sonseras y sandeces que El Nuevo Herald transfiguró en columnas de opinión con foto y todo. Ahora Del Pino se cree que es, como señala en su demanda, un «autor reconocido». Dice que fue invitado al programa A mano Limpia, cuando consta en correo electrónico que él mismo se ofreció con entusiasmo; se queja de que el conductor Oscar Haza y el productor Miguel Cossio encauzaron su comparecencia (septiembre 12, 2007) por otro rumbo, como si él no hubiera estado allí para enderezar las cosas, como debe haberle enseñado Castro, «por el camino correcto». Luego asevera que el programa con los miembros de la Brigada de Asalto 2506 (septiembre 27, 2007) semejó un juicio, donde Félix Rodríguez, Arturo Cobo y Esteban Bovo eran los jueces y Haza, el fiscal. En vez de solicitar espacio para los descargos del acusado, Del Pino urdió la demanda con intención de montar un juicio circense. Al parecer hace rato que salió del programa de protección del gobierno de los Estados Unidos, que presupone usar otra identidad y mantenerse en secreto. Es plausible que tenga encomendada otra sublime misión.
Foto: Abogado buscando el sentido de la demanda judicial de «Rafael del Pino» (KillSomeTime.com).

12 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues yo creo que Del Pino tiene todo el derecho del mundo en su demanda. Hace muy bien. En los medios de Miami están acostumbrados a "linchar" a la gente. Intimidarlos, mentarle la madre y llamarla, sin pruebas, "agente castrista". No se si su demanda la gane o no. Pero ha hecho bien en ponerla. Y ojalá vengan otras que ponga a esa partida de viejos histéricos, arrogantes, incultos e irrespetuosos en su su lugar. Ya la inquisición pasó a la historia hace siglos y es bueno ponerle un alto a su intento de resurrección en Miami.

Anónimo dijo...

La otra "sublime misión" es que, precisamente por estar fuera de la tutela del gobierno, a Del Pino se le acabó la entrada de dinero sin laboro, y ahora tiene que encontrar otra ASAP, pues este tipo de gente no sabe funcionar en el mundo real donde hay que doblar el lomo para vivir. Ese individuo nunca ha trabajado realmente, ¿se dan cuenta? Cuando se le acabó el juego de los soldaditos en Cuba, se puso las gafas y se metió informante gubernamental. Ahora no le queda otro camino que el que vislumbro el gran Lenin acerca de que "aquí el que no trabaja, no come". Al Idiota-Anónimo de las 22:20-- te equivocas: no aplica la demanda, precisamente por todas las razones que Los Miquis han esbozado y algunas causas más. Tú, al parecer, también estás acostumbrado a no saber discutir... Entérate: yo puedo decirte ahora mismo que te metas la lengua en el culo y que eres un resentido intolerante (no que lo vaya a hacer, claro está) y tú no puedes hacer nada, porque tú mismo te prestaste de buena voluntad a esta discusión. ¡Ay, que difícil les es a ustedes entender la libertad de expresión!

Ric

Fantomas dijo...

ninguno de estos personajes que desertan son confiables . punto y aparte y todavia quedan muchos por ahi. algunos son regulares de haza

pa su escopeta

Oscar Corral dijo...

El primer anónimo adolece de la misma incultura delpínica. Vamos a admitir que los medios de Miami están llenos de viejos histéricos que mandan a linchar a la gente, mentar la madre y tachar de agente castrista. Basta con agradecerles los insultos e invitarlos a que expongan argumentos. La demanda del brigadier de Castro (¿no?) no puede prosperar en un país donde uno tiene libertad plena para responder. La reacción del aviador es propia de la contra-inteligencia, es decir, la brutalidad, porque nada de lo que se le ha dicho ha sido peor que lo que acostumbran a decirle en su propia cara al presidente de aquí.

Anónimo dijo...

Si Del Pino hubiese estado en Cuba en esa epoca con gusto hubiera dado la orden de derribar las avionetas de Hermanos al Rescate.
Que no llore ahora y que se ponga a trabajar , ya esta bien de tanto descaro de estos tipos y es verdad que la culpa la tienen los medios por darles entrada y pagarle para que se hagan los santos ,es imposible que personas como estas se desintoxiquen de la noche a la mañana y si no vean el brillo que tienen en los ojos cuando hablan de Raul , Fidel y de toda aquella vida de langostas, yates, vinos caros y descaro..
Quien te lo va creer, mentira.
Gloria

Anónimo dijo...

Ahora resulta que un tipo acostumbrado lo mismo a tumbar aviones que a ametrallar gente indefensa o a volar rasante en MiG para que los patos salieran del agua y Castro pudiera cazarlos, le cogio miedo a la ocamba Marta Flores porque mandó a colgarlo. Lo peligroso hubiera sido que hubiera mandado a sus oyentes a que salieran con sus muletas a golpearlo.

Picoloro dijo...

Hi, Miquis, ¿no será que Del Pino trajo de Cuba algunas de las pastillitas que se tomó Valdés Vivó?

Anónimo dijo...

Hace bien del Pinio en demandar a los payasos de los medios en Miami, que no dejan de azuzar las bajas pasiones entre cubanos

Anónimo dijo...

Hey Ric, la lengua en el culo te la metes tú. Todos los que ahora hablan de Del Pino, bien que le adularon cuando llegó aquí. Ahora no les gusta lo que dice y es lo peor. Que los demande, gane o no. Y no será el único porque la gentuza que ha tomado los micrófonos miamenses es baja, sin principios y chusma como ella sola. La libertad de expresión se detiene cuando comienza la difamación. Eso lo determinarán las cortes. Pero es bueno que lo intente. A ver si aprenden. Aunque lo dudo. Arbol que crece torcido jamás su tronco endereza. Yo no tengo ningún resentimiento porque nadie se ha metido conmigo. Me fuí de Cuba hace un millón de años para no tener que soportar la misma intimidación, vulgaridad y pura chusmería caracteristicas de tantos "duros", "intransigentes" y "verticales" que ahora han tomado el mando en Miami. Es hora de que los comecandelas se quemen la boca. Dice un refrán que el que tira mierda se embarra a sí mismo. ¡He dicho!

Anónimo dijo...

La libertad de expresión termina cuando se incita a la violencia contra un individuo, grupo etc. Cuando se acusa a alguien, sin pruebas, de ser "agente castrista". Eso y otras cosas es lo que alega Del Pino. Veremos que pasa.

analista dijo...

Libertad de expresión. ¿Existe realmente? Si a mí me da por decir públicamente que a los negros debían mandarlos para el Africa o que a los gays les debiearn darles psicoterapia porque son enfermos mentales o como James Watson decir que la inteligencia tiene que ver con los genes y las razas... Se acabó la libertad de expresión. De pronto es racismo o discriminación.

El problema del general es otro. Si no se hubiera puesto a hablar mierda (es mi libertad de expresión!) no hubiera pasado nada. Se metió a hacerse el analizador para ganarse unos cuantos papelitos verdes. El fue el inicio de la discusión. Esperemos el fallo del juez/ de la jueza y verán.
Todos estos camajanes están acostumbrados a ser centro. En una sociedad donde no lo son se sienten mal. Y lo peor es que hay siempre cuatro comemierdas (libertad de expresión) que parecen que añoran la sumisión y les hacen coro.

Anónimo dijo...

Analista es mi heroe.