octubre 31, 2007

Fernádez Era sobre aquella reunión de Periodismo

Jorge Fernández Era, uno de los protagonistas mencionados en nuestro trabajo "Usted es mi papá", sobre la reunión de estudiantes y profesores de periodismo con Fidel Castro en octubre de 1987, nos envía, vía Enrisco, sus recuerdos de ese hecho y nos ayuda a hacer algunas correcciones.

Dos décadas (de-cada cual según su…)

No sé si a Jorge Fernández Era –tal es mi nombre– le quede algún talento, pero creo conservar la mordacidad que ustedes tan amablemente me endilgan.
Debo agradecerles también, antes de cualquier referencia a mi persona, que rememoren un hecho desconocido para la mayoría de los cubanos y olvidado ya por muchos de sus protagonistas. La reunión de los estudiantes de Periodismo con la alta dirección del país fue un suceso inédito e irrepetible en los últimos 49 años; no sólo ella, sino además el proceso previo y lo que ustedes atinadamente nombran “el día después”, dejaron una huella difícil de borrar en todos los que de alguna manera aportamos nuestro granito de “zeolita”.
“Usted es mi papá” fue la frase que inició el clímax de la maratónica reunión de catorce horas. Alexis dejó boquiabiertos a todos los concurrentes con el tuteo que a continuación empleó para dirigirse al Comandante. El “¡no me interrumpa, déjeme terminar!” de Triana, que cortó una interrupción de Fidel a la intervención del entonces estudiante de Periodismo, merecía y merece sin duda alguna la consabida frase “¡estos son los momentos que hacen grande al deporte!”.
Cualquiera haya sido el destino de los protagonistas y la evolución de su pensamiento, aquella reunión debe y tiene que evocarse dos décadas después. Es una suerte que fuéramos ingenuos y pensáramos en respuestas que nunca nos darían, pues de lo contrario el (des)encuentro no hubiera sido lo que fue, ni nosotros hubiéramos sido como fuimos.
La reunión se efectuó en realidad el 29 de octubre de 1987. La manipulación de que fue objeto todo el proceso previo conllevó a varios cambios de fecha (y peor, de sede: del Anfiteatro Varona al Salón Plenario del Comité Central van, en sentido decreciente, unos cuantos grados de temperatura). De ahí que exista confusión en cuanto al día. Yo juro que fue el 29; imposible olvidar la fecha de mi segundo cumpleaños.
Lidia Señarís no era la secretaria general de la UJC, sino la presidenta de la Federación Estudiantil Universitaria (FEU) de la Facultad. La máxima dirigencia ujotacística la ostentaba por entonces Niurka Duménigo, luego presidenta de la Organización de Pioneros José Martí a nivel nacional y hoy directora de la Editora Abril. Niurka tuvo un destacado papel en el afán ulterior de colocar la “pañoleta” a los que nos descarriamos en aquellos días de octubre.
Rosa Miriam Elizalde, con incuestionable oficio para la escritura desde sus años estudiantiles, fue quien tuvo, días después del “ciclón”, la iniciativa de acercarse al Comandante para plantearle que perdiera cuidado, que los que allí habían blasfemado no eran los “verdaderos estudiantes de Periodismo”.
Iván el Terrible es de esos tipos que uno quisiera tener siempre como amigo. Me dolió hasta los mismísimos timbales el que se enredara en una trampa imposible de vadear. Pero si algún día se pone una placa en la “facultativa” edificación de G e/ 21 y 23 remembrando aquel glorioso debate, a Iván hay que ponerlo con mayúsculas. Lo último que supe de él es que laboraba en un Cupet surtiendo gasolina. Si los trabajadores sociales no acabaron con él y alguien lo ve, avísenme.
Rolando “seguramente” dará que hablar mucho todavía. Su trayectoria al menos ha sido consecuente con su pensamiento. Lo recuerdo sobre todo tratando de machucar a mi gran amiga –y secretaria de cultura de la FEU de la Facultad– Ana Laura Bode, por publicar en El Caimán Barbudo toda una declaración de principios titulada “Pido la palabra”.
Jorge Fernández (el que Era y el que Soy) llegó a la Facultad de Periodismo dejando en 3er. año una carrera de Arquitectura en la que no le iba nada mal. Los conocimientos adquiridos en la CUJAE, y su inevitable participación “voluntaria” en la campaña de turno: la construcción de decenas de círculos infantiles en la capital, le llevaron a hacer apuntes con el utópico objetivo de escribir un reportaje crítico para la revista Bohemia.
Cuando Aldana nos retó a “hablar ahora o callar para siempre”, me dije: esta es la mía, y desembuché la agenda ante los principales responsables del “circulocidio”. Poco faltó para me encofraran cual párvulo que no atina a balbucear una queja. Se me increpó días después –por simple ley reductiva– que si yo había planteado que “aquello era una locura” y la idea de terminar en dos meses lo que no se había construido en años era de Fidel, entonces yo estaba diciendo que el máximo líder estaba loco. El paroxismo llegó incluso a que una semana después se me invitara a un recorrido por varios círculos infantiles en construcción, acompañado por tres primeros secretarios del Partido de los principales municipios implicados. Si me liberé entonces de los mítines de repudio que “educativamente” me tenían preparados, fue porque me negué rotundamente al paseo y mandé a ídem a los susodichos funcionarios.
Terminé la carrera (a pesar de no ser incluido en la categoría de “verdadero estudiante de Periodismo”) gracias a que la decana me ofreció la posibilidad de trasladarme para el curso nocturno. Hubiera sido imposible para mí aguantar un día más en el curso matutino. El clima psicológico post-reunión se hizo insoportable. Me habían obligado –bajo amenaza de asamblea general para destituirme deshonrosamente– a renunciar a mi cargo de vicepresidente de la FEU. Ello, y la excursión Infantil a los Círculos, fueron sólo dos detalles del nubarrón que se creó a mi alrededor.
Formar parte de Nos y Otros fue (es) una dicha. Desde el grupo tuve la oportunidad de seguir diciendo las palabras que me trataron de mutilar en el 87. El humor lo conservo como vía de expresión; gracias a él sobrevivo.
Sí, sigo en Cuba. Edito la página web sobre el Apóstol en el Centro de Estudios Martianos. De vez en cuando me acuerdo de mi título de periodista y escribo lo que me da la gana. Mis cuentos humorísticos no encuentran espacio para su publicación, pero los sigo escribiendo.
Ser uno de los protagonistas de aquella histórica reunión es una de los orgullos que llevaré conmigo y por el cual no me arrepentiré nunca. Guardo con mucho cariño un poema que me escribiera Ana Laura mientras decía lo mío en la “Mesa Redonda Instructiva” que organizó Carlos Aldana en mi año.
Es elemental justicia que hoy lo diga: pienso que Alexis Triana fue sincero y consecuente con lo que pensaba mucho antes de que pidiera la palabra en el Salón Plenario del PCC. No se me olvida el entusiasmo con que Alexis defendía el derecho a una autonomía universitaria. ¿Estaba loco? Creo que sí, que aquella Facultad, hasta octubre del 87, estuvo repleta de unos cuantos “locos bajitos”.
Muchos de mis compañeros del entonces 2do. año de la carreta volaron posteriormente. Los más afines a mí: Ana Laura Bode (Francia), René Ascuy (Canadá), Rolando Davison (Alemania) y Yanitsia Canetti (Estados Unidos). Otros no tan cercanos y de tibia actuación en aquellos sucesos, volaron también: Rolando Nápoles, Daysi Balmajó, Lisbet Barreda y Raúl (Estados Unidos); Diana (Portugal), Belkis (Holanda) y la Mestril (España).
Todavía hoy algunos de los que acá quedan, cuando los encuentro por ahí, me dicen: “coño, Era, ustedes tenían la razón”. Y eso, aunque no resuelve nada, al menos me hace pensar que aquello valió la pena.

6 comentarios:

Los Miquis de Miami dijo...

Fernández Era, si nos lees nuevamente, envíanos tu e-mail para contactarte o mándaselo a enrisco, si te es mejor. nos gustaría conversar contigo. gracias por el artículo. nos alegra mucho saber de ti. un abrazo.

Anónimo dijo...

Fernandez Era, comete un error historico, quizas por desconocimiento, pero esta reunion de Fidel con estudiantes y profesores en la UH , no fue la primera , y por tanto tampoco la unica, en los 70 (inicios, no se exactamente cuando) Fidel tuvo que volar a la Universidad de Oriente, a reunirse con alumnos y profesores por que la cosa estaba caliente en la tierra caliente, no tengo muchos detalles, pero parece que el encuentro fue a "camisa quita" a la santiaguera, y por supuesto depuracion ideologica como colofon, etc, todavia vagan por esos lares sobrevivientes de ese encuentro.

Anónimo dijo...

Si, Fidel se reunia en los anos sesenta con los estudiantes de la Universidad, de modo que tiene sentido que todavia a finales de los ochenta siga haciendolo.

Omar dijo...

Cada cual asume y sedimenta su historia como quiera. O más bien, como pueda. Es esperanzador leer a personas que, quizás por tener dudas sobre su condición de centro del mundo, llegan a contar una historia como esta sin la habitual espuma del resentimiento y del `todo al fuego´.

Angel Sanz dijo...

Hola que tal, soy Angel Sanz , Si le interesa poner anuncios de texto en tus blogs.
Puedes ganar hasta 50 euros por cada blog o web.

Nuestra empresa le asegura enviarle sus pagos de diferentes maneras: Transferencia bancaria,wester union,paypal,moneygram. Los pagos son mensuales.

Usted solamente debe colocar los enlaces en los post de su blog y listo ya comenzara a ganar dinero.
Cualquier interesado enviarnos sus blogs, para poder revisarlos. Este es uno bueno

Un Saludo cordial.
Angel Sanz
tel : (+34) 691 533 734 // Valencia,ESPAÑA Prefijo de España (34)

Para mas información puedes contactarme por correo o chat:

angelsanz.comercial@hotmail.com

Puedes contactar por facebook si quieres :

angelsanz.comercial@hotmail.com


Tambien tenemos un sistema de referidos , que ganas una comision mensual
Por cada sitio/blog recibira una comision hasta de 7.5 euros mensuales.

Anónimo dijo...

Your blog keeps getting better and better! Your older articles are not as good as newer ones you have a lot more creativity and originality now keep it up!